01 noviembre 2008

Donde acaba la ciencia..



En ocasiones curar,
más frecuentemente, aliviar,
y siempre, consolar...

Se hizo el silencio cuando salió del quirófano, allí estábamos los chicos de verde, mirándola y con un pensamiento único en el aire, un ruego.. a Dios, al destino, a la suerte.. cada uno a lo que considerase oportuno: que salga bien, por favor, que salga bien...

Era sólo una adolescente con ganas de divertirse. Sus padres fuera, aún en shock tras la noticia del accidente, escuchaban con un hilo de esperanza nuestras noticias... Ni los más experimentados podían darles una respuesta segura. Había algo que se nos escapaba, se escapaba a la ciencia, a los años de estudio, masters, doctorados, investigación.. después de haberlo intentado todo, la paciente estaba estable y ya sólo nos quedaba esperar.. y a algunos, rezar.

Tras mis primeros meses de residencia, he podido comprobar algo que puede resultar obvio, que ya sabía, pero que hasta que no comienzas a trabajar y lo vives no eres plenamente consciente de ello: somos humanos, tenemos limitaciones, y hay momentos en los que tienes que quitarte la mascarilla, sentarte al lado del familiar y darle la mano. Cuando las cosas no salen bien, es frecuente olvidarse de que nuestro trabajo no está del todo acabado.

7 comentarios:

Minerva dijo...

Hola Mehreen!

Las limitaciones obviamente siempre estan presentes :), a veces gracias a ellas podemos mejorar, definitivamente son como una prueba que se nos quiere imponer, por eso la constancia es ultra importante, hay que aprender de todas maneras a desarrollarla, sino seriamos como muebles que se dejan arrastrar o algo asi, jejeje.

Como siempre un gusto leerte :)

Un abrazo!

Meg dijo...

Pues si, somos seres humanos tenemos limitaciones y a veces lo unico que puede hacer es aceptar que se hizo todo lo humanamente posible pss hay cosas mi querida Mehreen que no estan en nuestras manos.


Saludos.

Dark Fenix dijo...

Amigaaaaaa, ya se te estaba extrañando... ^^

Limites? Los tenemos por supuesto, miles de ellos... Somos humanos después de todo (tal como vos decís), y a pesar de eso (o será gracias a eso?) podemos hacer milagros con solo tomar una mano o regalar una sonrisa sincera... Solo con un abrazo de esos q unen dos almas o un beso q anima el corazón...
"y siempre, consolar..."
Me gustó la frase del comienzo del post... :)

Respecto al post anteriorrr... Mehreen, pues, me alegra q tengas quien te anime y con una mirada o una sonrisa te transforme el mundo, pero no me gustaría q cierres tu corazón al amor solo pq él ya tiene su "media naranja"...
Hay muchos peces en el mar me han dicho... Yo sigo buscando mi ballena blanca (iba a poner "a Nemo", pero perdía seriedad el comentario y venia tan bien... jajaja)

Te mando un abrazo bien grande y mucho cariño a través de las olas... ^^
Fran

alf. dijo...

Mehreen:
La grandeza del ser humano está en conocer sus limitaciones, y en nuestra profesión aunque parezca increible, tenemos que mostrar nuestra humildad aceptando que dependemos de un ser superior que nos guía en nuestras decisiones.
Buen post, porque nos hace reflexionar.

EL HIPPIE VIEJO dijo...

Querida Mehreen!

Si, somos seres humanos!

Ocurre que en casos graves uno deposita su confianza y/o alberga su esperanza,
entre otros,
en el profesional que atiende a la persona que queremos. Creo que hay una fuerza superior, para mi DIOS, que decide TODO, aún cuando la ciencia dice
hasta aquí llegamos.
Esto lo digo convencido porque me ha pasado.

Te deseo lo mejor en esta profesión de
alegrías y tristezas!

besos

Adal

AZUL dijo...

Se va el profesionista y lo reemplaza el ser humano que ante su inminencia la vida le hace ver que hay situaciones que una vez que nos toman, no hay vuelta atras...

Anónimo dijo...

No sólo es seda LO QUE ESCRIBO:
que el verso mío sea VIVO

como RECUERDO en tierra ajena
PARA ALUMBRAR la mala suerte

de los que VAN HACIA la muerte
como la sangre por LAS VENAS.

De los que van DESDE LA VIDA
rotas LAS MANOS doloridas
EN TODAS las zarzas ajenas:

de los que
EN ESTAS HORAS quietas

no tienen MADRES ni POETAS
para la pena.